Espa Ol Repaso 1 Texto De Roblox Pc

Rey de alba con los bailarines

El fenómeno del liderazgo trata de es explicado por muchas teorías. Tal vez, el viejísimo de ellos, que no ha perdido y hoy la actualidad, es la teoría del líneas. Se creaba en base a la revelación de las cualidades inherentes a los líderes ideales - los héroes. La esencia de esta teoría consiste en la explicación del fenómeno del liderazgo por las cualidades desctacadas de la persona.

En la sociedad totalitaria la esfera de tal dependencia de lo esencial por nada es limitada. Esto y el ingreso al trabajo, la carrera, y la recepción de la vivienda, los premios y otros bienes sociales, y diferente las sanciones a desobediente. Reflejando en la conciencia de masas y acompañando del tratamiento correspondiente sistemático ideológico, todo esto engendra cerca de la población la fe en la omnipotencia del dirigente, el miedo ante él, la sumisión de esclavo y la adulación. La herencia pesada de tal relación al liderazgo político hasta ahora se manifiesta en muchos estados del mundo, especialmente en los países del Este.

El liderazgo político es la empresa de tipo especial realizada en el mercado específico, a que los empresarios políticos en la lucha competitiva cambian los programas de la decisión de las tareas públicas y los modos supuestos de su realización por los puestos que dirigen (J., N.Frolih etc.).

El sistema Antreprenersky de las élites es opuesto en muchos aspectos al sistema de las corporaciones. La distinguen: la abertura, las posibilidades anchas para los representantes de cualesquiera grupos públicos pretender a la ocupación de las posiciones que lideran; el número pequeño de las exigencias formales, de los filtros; el amplio círculo, que puede incluir a todos los electores del país; una alta competencia de la selección, la agudeza de la rivalidad por la ocupación de los puestos que dirigen; la variabilidad de la composición de la élite, la importancia primordial para esto las cualidades personales, la actividad individual, las habilidades de encontrar el apoyo del auditorio ancho, apasionar a sus ideas atractivas y los programas.

Entre las líneas inherentes al líder político, llaman habitualmente la inteligencia penetrante, la voluntad firme y la claridad de objetivo, la energía impetuosa, las capacidades poco ordinarias de organizador y, especialmente, la competencia y la preparación para asumir la responsabilidad. A las cualidades obligatorias de los líderes modernos políticos en los países democráticos añaden cada vez más frecuente el foto- y, el atractivo exterior, la capacidad de inspirar a las personas la confianza y así sucesivamente

La tendencia a la reproducción del tipo existente de la élite. De lo esencial, esta línea sale de anterior - la presencia de las exigencias numerosas formales, el destino al puesto en la dirección superior, también la estancia larga del pretendiente en las filas de la organización dada.

La teoría situacional no niega el papel importante de las cualidades individuales de la persona, no los absolutiza sin embargo, da la prioridad en la explicación de la naturaleza del liderazgo político a las circunstancias. En base a esta concepción confirmada por las investigaciones empíricas, una serie científico (E.Fromm, D.Rismen etc.) han llegado a la conclusión que en la sociedad moderna occidental tiene las grandes oportunidades para el éxito la persona sin principios que se orienta a la coyuntura política y que no reflexiona en la importancia moral de las acciones.

Un alto grado del proceso de la selección, en numeroso de los filtros - las exigencias formales para la ocupación de los puestos. Esto pueden ser la afiliación al partido, la edad, la antigüedad del trabajo, la formación, la característica de la dirección etc.;

En realidad y ha pasado en los países del socialismo administrativo, donde las décadas largas dominaba el sistema de nomenclatura de la élite política - una de las variantes más típicas del sistema de las corporaciones. La esencia del sistema de nomenclatura consiste en el destino de las personas a todos los puestos un poco socialmente significativos que dirigen sólo del consentimiento y por la recomendación de los órganos correspondientes de partido en la selección de la élite de arriba.